En PROFILSA encontrarás alta calidad en lubricantes de los que te contaremos a continuación, son una mezcla de aceite base
más aditivos que mejoran las cualidades y funcionalidades de las maquinarias y vehículos. Las siguientes son características de estos productos.


Viscosidad: Es la medida de la fluidez del lubricante a determinadas temperaturas. Si la viscosidad es demasiado baja, el lubricante no soporta las cargas entre las piezas y no cumple con su objetivo que es evitar la fricción entre metales. Si la viscosidad es demasiado alta, el lubricante no es capaz de llegar a todos las aberturas donde es requerido.


Aditivos: Son productos químicos que mejoran la lubricación, limpian la parte interior del motor en el caso de los aceites, limpian el sistema de inyección de combustible y el circuito de refrigeración.


Minerales: Si utilizas un aceite mineral, es aconsejable cambiarlo a los 5.000 km o cada 3 meses. Este tipo de aceite son más utilizados por autos a gasolina, pero también pueden ocuparlos los vehículos con motor diésel.


Sintéticos: Esa base destilada y refinada se somete a un proceso de transformación en laboratorio hasta que cumple unas características determinadas. Tienen una ventaja respecto a los minerales, ya que mejoran la protección del motor y mantienen sus propiedades más estables durante más tiempo.


Mantenimiento: Para realizar el cambio de lubricante de cualquier tipo de motor, debes tener en cuenta el tiempo de uso del aceite o el kilometraje del auto. Se recomienda que el cambio se realice cada 6 meses o a los 5.000 kilómetros.


VENTAJAS DE LOS LUBRICANTES

  • Mayor adherencia a superficies
  • Mejor capacidad de sellado y aislamiento del medio
  • Excelente protección contra el desgaste
  • Superior lubricación frente a altas cargas y bajas velocidades
  • Superior protección contra la corrosión
  • Más amplio rango de temperaturas de operación
  • Más efectiva absorción de ruido y vibraciones
  • Menor migración del punto de lubricación